Reflexión. Poner límites, imprescindible es saber cuando decir sí y cuándo decir no.

Tocan a la puerta de nuestra casa.

Pasad despacio a nuestra Casa-blog,

tengo que pensar,

un límite que ponerles

junto con mi gato persa y territorial,

debemos de estudiaros

y así os diremos que sí o que no.

Habéis pasado el examen.

sois de nuestro agrado(de momento).

Ya veo que comprendéis que nos motiva reflexionar, compartir y utilizar con esmero las palabras

para discernir la curación si cabe.

También dejar claro que le daremos un portazo o un cerrojazo,

al misógino, al intransigente o al que no respeta al diferente.

Los poros de nuestra piel se abrirán como capullo de rosa silvestre en primavera,

seduciendo en clave de amistad viral o carnal.

María y Fran os saludan, con ganas de unas buenas vacaciones.

Posdata y broma a la vez , pues sonriendo estoy y del mismo modo quiero haceros provocar una emoción  de alegría.
Tengo preparada una tarta de manzana reineta, quizás afrodisíaca, que no envenenada, jajaja, visual y olfativamente nos está impregnando las papilas gustativas, los efluvios están a flor de piel, y con miel y buen tequila, reiremos hasta el atardecer, hasta luego chatos, que decía mi tío Nicasio.
Que gusto me da dar satisfacción, que con la tripa llena y en buena compañía las penas se olvidan mucho mejor.
Abrazos.


Mi Leo.

2 comentarios sobre “Reflexión. Poner límites, imprescindible es saber cuando decir sí y cuándo decir no.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s