En la cueva te seguiré esperando.

En la fresca cueva de la satisfacción de la escritura y la lectura resguardo de la calor estás y estoy. Amigo escriba, me gusta escuchar el susurro de las preciosas metáforas que pones a las silvestres amapolas. Embriagada de ese aroma, quizás sí o quizás no, no me olvides, y aunque sé que no, pues … Continuar leyendo En la cueva te seguiré esperando.

Mi siesta.

¿Qué percibo? Sintiendo estoy mi corazón late me gusta que sepas el por qué, si es por calma, por fervor, por amor, por dolor o por frustración. Mi corazón es como el mar protegido de la turquesa y tranquila cala Mitjana y mitjaneta, también tengo la adrenalina libre de playas de Canarias, llenas de particulares … Continuar leyendo Mi siesta.

Ayúdame amiga poesía. ¿Por qué mi alma tiene melancolía?

¿Acaso ésto es real? No quiero abrir los ojos, sólo quiero estar con mi amiga la luna grande. No quiero ni ver ni mirar, ni escuchar lo que no me gusta de la triste realidad. No quiero oler a podredumbre. No quiero dejarme la linfa para ser escuchada. No quiero tampoco vivir en una burbuja … Continuar leyendo Ayúdame amiga poesía. ¿Por qué mi alma tiene melancolía?